Aserrín, aserrán… manifiestos, cursos y San Juan


Pasado el día de rigor para sobrellevar la resaca de un fin de semana de presentaciones, cursos y hogueras sanjuanescas, hago recuento de todas las cervezas que me he podido tomar todo lo que he aprendido y visto este fin de semana.

El jueves por la noche asistimos a la fiesta iletrada de presentación del Manifiesto Azul 12. Allí, además del reencuentro con amigos y compañeros, y la oportunidad de conocer a más colegas del oficio bajo la bandera iletrada, pudimos asistir a un recital con los poemas de Antonio Pérez Abril, Joseda Espejo, Alberto Caride, Marta Delgado, Pedro Pujante y otros; la novela negra en 15 líneas de José Óscar López, los microrrelatos de Álvaro Pintado, la historia del hombre más cabrón que pisó la faz de la Tierra por Vega Cerezo o la recomendazión  de la escritura de la ya fallecida Wislawa Szymborska dada por Fernando H… Todo eso y más. Cerveza y sudor. Sudor debido al abarrotamiento de la sala. Y es que el Manifiesto Azul tiene ese efecto. Llena espacios. En el sentido que quieras entenderlo.

Os dejo unas instantáneas de la noche:

Basilio Pujante, dirigiendo el cotarro.

Marta Delgado [EME], leyendo su "Hubo un tiempo"

Joseda Espejo leyendo "Bolañiana"Álvaro Pintado y su "Autodefinido"José Óscar López y su "Novela negra en 15 líneas"Yo, leyendo "Desheredados"Una vista de la cuarta pared

María Rain cerrando el evento con sus canciones

Y éste es el Manifiesto de marras, objeto de deseo de la noche:

Del resto del fin de semana me quedo con algunas cosas dignas de mención, como las charlas sobre cómo diseñar, negociar y financiar un proyecto cultural que nos impartió Santiago Arroyo o la charla sobre redes de espacios culturales que nos ofreció José Luís Rodríguez, dentro de las jornadas de Participación y Gestión de Proyectos y redes Culturales Independientes que organizaba La Azotea, el Ateneo huertano de Los Pájaros y el centro de operaciones artísticas de El Quirófano.

Más tarde, alguien dijo “huele a gasolina” y al poco teníamos una hoguera crepitando a varios metros de altura y achicharrándonos la jeta. Hogueras prefabricadas, que tienen su gracia y no. Los bomberos rondando. Queimada y un tipo poniendo la voz de Manolo García tras un micrófono. Debía haber ganado España porque vi muchas camisetas de esas que exhiben el orgullo nacional. Ganado a fútbol, digo.

Parece que el verano ha llegado.

Y, sin embargo, noches atrás tuvimos tormenta eléctrica en Alhabama. Cosas veredes.

He aquí la prueba:

Foto de José Antonio Cánovas

Poco más que reseñar, salvo que anoche le di una patada a una moneda de dos céntimos que había en la acera y se fue rodando, cuesta abajo, sin llegar a caer.

Luego, le perdí la vista.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s