“¿Dónde está tu 15M ahora? ¿Eh?”



Bah. Quitémosles las máscaras a estos actores de tercera: Lo más probable es que a la Iglesia y al Vaticano se la traiga al pairo que tú seas buena persona o no…

¿Que por qué digo eso? Porque es la verdad.

Si esta religión que llaman cristianismo no estuviera adaptada tan bien a un sistema esclavista e injusto, otro gallo cantaría tres veces. [¿No expulsó Jesús a los prestamistas del templo…? Entónces qué alguien me explique qué es el Banco Vaticano].

Otra cosa muy distinta es el marketing: Cuando tú vas diciendo por ahí que deseas el amor, la unidad y la felicidad de los pueblos, lo más normal es que te reciban con los brazos abiertos en cualquier lado. Muy buena estrategia, por cierto, dado que te permite adaptarte a cualquier tipo de sociedad y sobrevivir cerca de 2000 años.

Si nosotros sólo buscamos amor y bondad en los corazones, ¿por qué nos perseguís?” Es el mantra que escucho una y otra vez.

“Porque si eso fuera cierto, la historia de esta iglesia no habría sido escrita con sangre y poder autoimpuesto”, es la única respuesta [No hace falta que empecemos a hablar de los Borgia, la Inquisición o las relaciones con el nazismo, ¿verdad?].

Los hippies buscaban amor y bondad en los corazones yendo hasta arriba de todo. Ustedes no.

Yo sé que hay mucha gente que, en su afán de buscar la felicidad para sus vidas, acuden a nuestra religión patria en busca de buenas palabras y consuelo. La vida escuece, y pica menos cuando alguien nos da crema. También sé que el sacerdote de mi barrio es una estupenda persona. No lo dudo. Y puedo alegrarme de que él haya decidido privarse de muchos aspectos de la vida mundana por ofrecer un mensaje de bondad y de paz…

Pero no puedo alegrarme por su jefe.

Al igual que el cajero del banco, o el agente local de policía, o el alcalde de un pueblo de provincias no son el verdadero motivo de nuestra indignación. Pero esto, sin embargo, muchos no lo entienden.

Lo diré en cristiano: Si ahora Jesús hiciera su segunda venida, la policía nacional lo apalearía por toda la calle Carretas. Al día siguiente, el Papa saldría diciendo que apoya la respuesta policial y que es necesario reconducir a los descarriados por la vía del perdón y el amor a Dios.

Y eso es lo que más me jode: Que defienden una buena idea, pero no la llevan a la práctica.

En fin. Imagino lo que haría Jesús… [al estilo de las series americanas: ¿qué haría Jesús en esta situación?] e imagino que optaría por la vía no violenta. Optaría por revolucionar al pueblo con verdaderas ideas de unión entre los hombres. Optaría por sentarse en Sol, alzar las manos y gritar que esas son sus armas. Optaría por condenar la violencia policial y los abusos de los prestamistas. Aunque les fastidie a muchos, Jesús optaría por ser del 15M. Lástima que no sea así.

Ahora, tras toda esta parrafada, sólo me queda decirte: Si eres cristiano y te he ofendido, ya sabes, perdóname.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s